21 de junio de 2018

18th Street - Psychedelic Lines

Uno ve una lata así, venida de Estados Unidos y no puede resistirse, ¿no? máxime cuando varias de sus elaboraciones aparecen en el apartado recommended beers del Untappd. Error. Epic fail.

Muy mal comienzo hemos tenido con la cervecera de Hammond (Indiana), con una IPA con menos lúpulo que la calva de Antonio Lobato. Aguada, insulsa, aburrida, una pasta que te puedes ahorrar perfectamente salvo que seas coleccionista de latas de cerveza.

La Pyschedelic Lines es cualquier cosa menos un viaje lisérgico por sobredosis de lúpulo. Quizás los maestros cerveceros iban puestos de LSD y así les ha quedado el invento. Color dorado, un tanto subido, con bastante carbonatación. Al olfato algo herbáceo. En boca maltosa, con un sabor a cereal bastante rico, y con los lúpulos haciendo una tímida aparición que aportan sabores cítricos y herbáceos muy tenues. La sensación es de beberse una cerveza bastante aguada (pese a sus 7,5%). Me ha cabreado bastante a decir verdad. El sabor era bueno -asquerosa no estaba, eso desde luego- pero muy floja e insípida. Muy decepcionante. Un ávido lector que también me sigue por Untappd me ha señalado nunca me fíe de las English India Pale Ales que no sean clásicos consagrados, que es un eufemismo para no decir "IPA mala". Desde luego pienso seguir este consejo a pies juntillas y seguramente ésta sea la última English IPA americana que me compre. Comprada refrigerada en A-Go-Go de Terrassa por 5,95€.

20 de junio de 2018

Del Doge - Marzen

Este mediodía tocaba Lager fresquita, así que me he abierto la Marzen del Birrificio Del Doge, con sede en Zero Branco.

De estilo Märzen, sin especificaciones en la etiqueta acerca de los ingredientes salvo lo obvio. La sirvo en copa TeKu, presenta un color un tanto cobrizo, cierta turbidez y poca carbonatación, que al poco tiempo desaparece dejando la cerveza desbravada.

En boca predomina el sabor a cereal, agradable. Se percibe un punto suave de dulzor que me recuerda a la miel, sin excesos y sin resultar empalagosa en absoluto. Cierto sabor de manzana verde aporta un punto de frescor y por último el punto suave del lúpulo que nos deja cierto amargor final (sin estridencias).

No es una cerveza que te vaya a volver loco pero como Lager cumple con su cometido. Correcta sin más. 5,1%. Comprada en Wine Palace por 2,79€. El próximo día me pillo una Rogue.

18 de junio de 2018

Hopsters - Session IPA

Sea bienvenida al blog la cervecera Hopsters, con sede en Besalú (Girona). Espectacular pueblo medieval donde los haya. En Besalú tuve la oportunidad de tener una pequeña charla con el maestro cervecero de Cervesa Forca, que tiene una pequeña tienda especializada llamada El Sac. Quedamos que me pasaría al día siguiente a primera hora para hacerle las fotos y escribirle su correspondiente reseña pero me la encontré cerrada. Cosas que nos pasan a los blogueros cerveceros.

Si no recuerdo mal, a parte de Forca había otra cerveza local y cual ha sido mi sorpresa al comprobar que con Hopsters ya hay tres. Me parece un hecho extraordinario en un municipio tan pequeño (que por cierto, os recomiendo visitar).

Hopsters hace un juego de palabras entre hipster y lúpulo (hop). Donde el la barba del hipster en cuestión es una flor de nuestra bienamada planta cannabácea. De las referencias que pude probar en La Floresteca (tenían 4 diferentes) me decanté por la Session IPA, ya que me apetecía algo ligero para sofocar el calor.

La sirvo en la copa. Presenta un color dorado un tanto pajizo, con bastante turbidez y bastante poso que procuro dejar en la botella. La espuma es de aspecto jabonoso y color blanco, no es excesiva. Al olfato nos saluda con un agradable aroma a melocotones y cítricos. En boca es una cerveza muy ligera (3,8%), con un puntocítrico que invita a seguir bebiendo. La fruta de hueso da un sabor muy agradable a la cerveza, donde destaca el melocotón. Finalmente nos llega un amargor muy fuerte que se acaba apoderando de la cerveza. Los registros herbáceos y la resina se acaban comiendo lo que estaba siendo una gran Session IPA. De todas formas es una cerveza muy disfrutable para los que estamos acostumbrados a altas dosis de lúpulo. Por mi parte se agradecería que se rebajase ese final tan estridente.

17 de junio de 2018

Omnipollo - Nebuchadnezzar

De vez en cuando, me doy el caprichito de comprarme una Omnipollo, ya que a los precios a las que las tarifan no es para que me esté tomando cada día un six pack. Así que con una al mes date por satisfecho.

Hoy traemos otro clasicazo de los suecos, su Nebuchadnezzar. Se trata de una Imperial IPA que ha cosechado gran cantidad de premios. La verdad es que he tenido mala suerte y no la he conseguido fresca, se notaba que el lúpulo estaba pasadito y la cosa no ha sido para tanto. Aún así disfrutable. Espero poder repetir algún día de tirador. Si es en el Omnipollos Hatt de Estocolmo aún mejor.

De color dorado, bastante clara, sin turbidez y sin prácticamente poso o partículas en suspensión. Al olfato melocotón y notas herbáceas. En boca ligera de trago pese a sus 8,5% de graduación. Ese saborcillo de las Imperial IPAs que no suele agradarme en demasía, afortunadamente nada ido de madre. Cítricos, sobre todo el pomelo al final, registros herbáceos y fruta de hueso, quizás algo tropical pero no lo tengo demasiado claro. Sensación agridulce de haber bebido una gran cerveza pero no en las condiciones óptimas. Comprada en el A-Go-Go de Terrrassa por 6,55€. Estuve a punto de comprarme la de hamburguesa con patatas fritas pero no tuve huevos. Si alguien me la recomienda quizás me acabe picando la curiosidad.

15 de junio de 2018

Põhjala - Must Kuld

Pues qué queréis que os diga. Tenemos siempre la manía de asociar las cervezas oscuras para momentos nocturnos, de frío y recogimiento personal, pero meterse un pelotazo de éstos bien fresquito, con todo el calorazo a modo de frappuccino pues también tiene su rollo. Yo personalmente me he quedado en la gloria.

Traemos de vuelta a la célebre cervecera de Tallinn -los conocidos Põhjala- que tantas alegrías birrunas nos han dado. En esta ocasión con su Must Kuld, una cerveza Porter con una sugerente etiqueta. Es una vaina de cacao, que tenéis la mente muy sucia.

La servimos en vaso, presenta un color totalmente negro, opaca, con una abundante capa de espuma de color beis. Al olfato un chutazo de café de los guapos. En boca es una cerveza muy intensa, donde el café y el torrefacto protagonizan el sabor. Más adelante, conforme se calienta aparece algo de cacao puro. No me ha dado la sensación de que fuese especialmente densa, más bien me la he fundido con bastante alegría, no sé si el tema calor ha ayudado a ello. En líneas generales me ha parecido un birrote. Comprada refrigerada en L'Espumossa de Barcelona por 4,50€. Olé por los de Estonia.

14 de junio de 2018

Lagunitas - A Little Sumpin' Sumpin'

Telita marinera. Lagunitas, ese Shangri-la birruno, ese unicornio de ultramar, esa cerveza maravillosa imposible de encontrar en España. Bufff... olvidaos de todo eso.

Algo me da a mí que desde que Heineken comprara esta cervecera estadounidense la cosa ha ido a menos, pero a menos quiero decir a nivel infracerveza. La de hoy, A Little Sumpin' Sumpin', es una cerveza que tuve ocasión de degustar en el Barcelona Beer Festival 2017 y admito que me gustó bastante y por eso he decidido repetir. Qué diferencia con lo que nos hemos encontrado embotellado: un ñordobeer.

No sé si estaría en mal estado por un mal almacenaje (tiene bastante pinta) o es que directamente han cambiado la receta para abaratar costes y les ha quedado un zurullo líquido, el caso es que lo de hoy ha sido bastante infumable. Desde luego, esta NO es la misma cerveza que probé en el BBF17. Desgraciadamente parece ser que Lagunitas no es ni una triste sombra de lo que antaño fue.

En teoría una American Wheat Ale filtrada, en vaso presenta un color dorado bastante nítido, sin turbidez alguna y sin ningún resto de levadura. Carbonatación moderada. En boca tiene un sabor maltososo regulero que me recuerda al de las Lagers industriales. Amargor final muy desagradable (64,2 IBUs), con un sabor a retestinado que tira para atrás (el lúpulo debía estar más mustio que una lechuga de Chernobyl), el trigo brilla por su ausencia y con la sensación de que el alcohol no estaba demasiado bien integrado (7,5%). Horrible. No me la he podido acabar. Os podéis ahorrar la pasta. Comprada en Wine Palace por 1,99€.

13 de junio de 2018

To Øl - 3x Thirsty Mosaic

Yonkis del Mosaic aquí tenéis un chute de To Øl con triple dryhopping que os va a provocar una sobredosis que os pondrá mirando pa Cuenca. Encima en formato 50 cl. Como para no palmarla.

3x Thirsty Mosaic en una Session IPA para auténticos hopheads, una auténtica gozada para los que somos amantes de este lúpulo. Al tener una graduación de 5,5% y el formato de medio litro el placer se prolonga todavía aún más.

En vaso presenta un color ambarino y una abundante carbonatación, que genera una copiosa corona de espuma blanca bastante persistente. Desprende aromas muy agradables que nos recuerdan a los cítricos.

En boca es muy agradable y refrescante, muy ligera de trago y bastante sabrosa, donde el lúpulo Mosaic cobra todo el protagonismo. Los sabores nos recuerdan a la naranja, la mandarina y el pomelo, también se pude apreciar cierto toque a cáscara de cítricos y finalmente un punto suave de fruta de hueso muy agradable. El sabor me ha parecido riquísimo pero me ha sobrado bastante amargor al final, me ha resultado excesivo. Por lo demás una cerveza brutal. Otra joyita de los de Copenhague. Comprada refrigerada en A-Go-Go de Terrassa por 5,55€.

12 de junio de 2018

15&30 - Dubbel

Finalizamos con la cerveza de hoy el lote de tres variedades de 15&30 que nos enviaron estos amables jerezanos. A ver si van tomando nota en Bottle Logic.

Tenemos aquí la Dubbel de la casa, que al igual que sus compañeras ha sido madurada en barrica de roble de vino de Jerez. De las tres que he probado ésta es la que más sabe a vino y a madera.

Al servirla obtenemos una cerveza oscura, de color pardo, con escasa carbonatación y prácticamente sin espuma alguna. Al olfato se perciben notas de vino y de madera.

En boca el sabor a vino es evidente, la madera también, muy intensa, pero el sabor que me ha dejado muy descolocado es un sabor ácido muy intenso. Esto me hace sospechar que algún agente fermentador de los barriles de roble ha entrado en acción, lo que desconozco es si ha sido intencionado o no. Desde luego dista mucho de ser una Dubbel clásica, y se asemeja más a una cerveza Sour. Particularmente me ha recordado más a una Oud Bruin que no a una Dubbel. Debajo de toda esa carga ácida encontramos el sabor del cereal dulce, tostado y con un punto de fruta madura que nos recuerda a las uvas pasas y a los higos secos. A mí personalmente me ha gustado mucho y la he disfrutado, me ha resultado una cerveza muy compleja e interesante, pero eso sí, si alguien se espera una Belgian Dubbel al uso va a andar bastante perdido. 8,0%. desde aquí les mando mi agradecimiento al equipo de Jerez de la Frontera y un fuerte abrazo. ¡Gracias!

11 de junio de 2018

Birra & Blues - Barón Rojo

Ponte el "Volumen Brutal" que hoy toca birrita rockerilla. La cervecera Birra & Blues, conocidos por dedicar gran parte de sus cervezas a conocidos músicos, en esta ocasión han elaborado esta Irish Red Ale para rendir tributo a la legendaria banda de Rock española Barón Rojo, banda que pude ver en directo en una ocasión como teloneros de Judas Priest.

La cerveza ha sido elaborada con cinco tipos de malta y dos lúpulos diferentes (no los especifica). Ha ganado la medalla de plata en el Barcelona Beer Festival 2017.

Al servirla presenta un color marrón con destellos rojizos (38 EBC). Al servirla la escancio pero lo máximo que puedo obtener de espuma es lo que podéis observar en la fotografía, cosa que me destrempa desmesuradamente.

En boca es una cerveza totalmente maltosa. Para los amantes del cereal no muy afines a los kilos y kilos de lúpulo ésta es su cerveza. Rica de sabor, un punto tostado, algo de caramelo, y prácticamente nada de lúpulo salvo un ligero amargor final (18 IBUs). Me ha dejado la sensación agridulce, ya que es una cerveza muy rica, pero la carbonatación me ha matado. ¿Qué más da? ¡Mi rollo es el Rock! 4,5%, muy ligerita de trago. Comprada en Wine Palace por 1,79€. Se agradece muchísimo el precio.

10 de junio de 2018

San Nicasio - Butarque


Hace unos días recibí una caja de cervezas San Nicasio -Trillium, a ver si vamos tomando nota- así que tal y como entraron en casa fueron derechitas a la nevera y al día siguiente ya pude disfrutar de su Butarque, la India (sin n) Pale Ale de la casa.

La servimos en vaso, presenta un bonito color tostado. La carbonatación es muy abundante, cremosa y persistente.

Al olfato se puede apreciar el aroma de los lúpulos, bastante herbáceo, y también de las maltas, que no avisan de que no solo vamos a encontrar verde.

En boca destaca el sabor herbáceo de los lúpulos. Demasiado protagonismo cobran también las maltas. ¡Ojo! soy de los que agradecen encontrar cereal en las IPAs entre tanto y tanto lúpulo, pero en este caso en concreto me ha resultado demasiada carga. El sabor a cereal desde luego es delicioso. También se aprecia un sabor tostado -personalmente lo hubiese rebajado bastante- y aún teniendo un sabor lupulizado bastante rico se agradecería algún qué otro tipo de lúpulo diferente que aportase más riqueza. Final amargo muy marcado. 5,7%. Muchísimas gracias al equipo de Leganés por el regalo. Desde aquí les mando un fuerte abrazo y les deseo la mejor de la suertes con su proyecto.

9 de junio de 2018

Soma - Plants From The Same Family

Comenzamos el fin de semana de la mejor forma posible, con otro de los birrotes frescos -¡fresquísimos!- de la cervecera gerundense Soma que realmente lo están petando, cada nueva receta que llega a nuestras tiendas se vive como un acontecimiento especial, no sin altas dosis de ansiedad, ya que sus latas suelen volar.

Hoy tenemos la Plants From The Same Family, enésima New England IPA de los de Girona. El único reproche que podemos hacerle al equipo de Soma es que solo sacan NEIPAs y NEDIPAs. Son recetas que dominan a la perfección y realmente las hacen muy bien y con un modelo de negocio que apuesta por el frescor y la inmediatez.

Para que os hagáis una idea del ritmazo que llevan, esta receta vio la luz el 30 de abril y desde entonces ya han sacado mínimo 3 recetas nuevas (además de sus recetas clásicas, cuyos lotes van repitiendo periódicamente).

La servimos en el vaso y presenta un color amarillento con la turbidez característica de este estilo. Carbonatación media, nada excesiva. Al olfato es un chute de fruta tropical, cítricos y fruta de hueso. Colosal. En boca es un desfile de frutas constante: mango, melocotón, fruta de la pasión, papaya, naranjas, mandarinas. Una locura. Sedosa al tacto pero muy fácil de beber, no es excesivamente densa, se agradece que no sea tan Biofrutas de Pascual, no resulta empachosa en ningún momento, sino todo lo contrario, te crujes la lata en un tris. 6,5% muy suaves. Comprada refigerada en A-Go-Go de Terrassa.

6 de junio de 2018

Yeastie Boys - Pot Kettle Black

Echábamos de menos el producto neozelandés por el blog (soy muy fan del producto kiwi y mi sueño es poder viajar allí para poder consumirlo fresquísimo) aunque a decir verdad la cervecera Yeastie Boys en realidad las cervezas que vende a Europa las elabora en las instalaciones de una conocida brewery escocesa con la finalidad de que nos llegue en las mejores condiciones posibles. Sí, esa cervecera escocesa. La que va de punk pero conduce Ferraris, la del craft beer for the people pero que ahora distribuye Estrella de Galicia. Todo muy coherente.

A lo que vamos. En esta ocasión me han dejado encandilado con una brutal Porter cargadita hasta arriba de lúpulos neozelandeses. No es una Porter al uso, así que sus maestros cerveceros la han clasificado como South Pacific Porter.

A la vista es negra con destellos marrones como de CocaCola. La espuma es muy abundante, cremosa y persistente de color beis, muy agradable al tacto. Al olfato un espectáculo del lúpulo: muy herbácea y con los aromas de las maltas tostadas de fondo. En boca es una explosión de sabores. Por un lado tenemos todos los matices que nos aportan las cervezas Porter, con el sabor a café y torrefacto, un toque de regaliz y un poquito de cacao. Por el otro toda la explosión lupulil, con toda esa carga herbácea muy refrescante y balsámica, que es una explosión de frescor en el paladar y que contrasta tanto con esos sabores tan tostados. Me ha parecido acojonante, la verdad es que los de Wellington se han salido. 6,0%. Comprada en A-Go-Go de Terrassa por 3,15€.

4 de junio de 2018

Austmann - Hoppy Lager

Traemos de vuelta a los noruegos Austmann, más que nada por sus precios rompedores. Teniendo en cuenta que el país escandinavo es uno de los más caros de Europa, sus cervezas tienen unos precios muy ajustados. Ésta en concreto me ha costado 2,40€. A ver si toman nota muchos productores y distribuidores de aquí.

La cerveza se llama Hoppy Lager. se trata de una Pilsner muy lupulizada. Para mí poco o nada tiene que ver una Pilsner checa, pero bueno como decía el anuncio "veeeenga, aceptamos baaaarco", así que vamos a dejarlo en Hoppy Pilsner.

Color dorado, espuma de aspecto jabonoso. A la vista parece una cerveza insdustrial al uso. Al olfato la cosa ya cambia y no llega el bofetón de lúpulo. Aromas bastante herbáceos y quizás también algún registro cítrico. En boca me ha resultado excesivamente ligera, quizás incluso un poco aguada (no en exceso, pero un poco sí) y con el sabor de lúpulo bastante intenso. Sabores cítricos y herbáceos como nos hacía presagiar el aroma y un regustillo maltoso de fondo muy ligero. Para sofocar el calor y poca cosa más. 4,5%. Comprada en A-Go-Go de Terrassa.

2 de junio de 2018

Arriaca - IPA

Hemos tardado en traerlas al blog pero al final lo hemos conseguido. Ya tenemos aquí a Arriaca, los primeros cerveceros españoles en enlatar cerveza artesanal. Los de Yunquera de Henares (Guadalajara) dieron el pistoletazo de salida y desde entonces gran cantidad de cerveceros de nuestro país se han pasado al fermentador isobárico y a este tipo de envase.

Hemos comenzado probando su India Pale Ale, a la que en un alarde de originalidad han denominado como IPA. La cerveza ha cosechado varios premios. Ni en la etiqueta ni en su web especifica los lúpulos y maltas utilizados en su receta. Nos hemos quedado con la intriga.

De color cobrizo y carbonatación perfecta. Al olfato nos deleita con un agradable aroma herbáceo. También se pueden oler notas maltosas que nos avisan de que no solo vamos a encontrar lúpulo en esta cerveza, cosa que me alegra la tarde. Efectivamente el aroma nos ha puesto en antecedentes y es lo que encontramos en boca, un sabor lupulizado de registros herbáceos muy rico y muy refrescante, con notas florales, todo muy rico. No se echan de menos las maltas, que se pueden disfrutar perfectamente sin quedar enmascaradas por las cannabáceas, el toque es intenso, dulzón, sin llegar en ningún momento a resultar empalagoso. Perfectamente equilibrada dentro de su estilo, con un amargor final marcado (60 IBUs) pero no estridente. 6,9% de graduación. Me ha gustado mucho, y el precio me parece bastante razonable, 2,75€. Me consta que se puede comprar más barata, pero prefiero pagar ese plus para comprarla refrigerada y en las mejores condiciones. Comprada refrigerada en L'Espumossa de Barcelona.

1 de junio de 2018

Pravda - Batyar

Comenzamos el mes inaugurando el apartado ucranio. La primera en inaugurar esta sección ha sido este ejemplar de la cervecera ПРАВДА, con sede en Leópolis, ciudad muy cercana a la frontera polaca.

La cerveza se titula Batyar y es de estilo American IPA (West Coast). Batyar, según reza la etiqueta, eran unos jovenzuelos gamberretes del pasado siglo en dicha ciudad. Resumiendo: los canis de Leópolis.

Elaborada con maltas Pale, Caramel y avena. Los lúpulos empleados son el Chinook, Cascade y Columbus.

Al servirla presenta un color ambarino subido coronada con una gran capa de espuma blanca de aspecto jabonoso. Bastante turbia. Al olfato es herbácea y también se puede percibir un intenso aroma maltoso.

En boca para mi gusto es demasiado maltosa y dulzona, resultando empalagosa y porrona. Los lúpulos no aportan excesiva alegría al conjunto. Un tanto herbácea y resinosa con un final bastante amargo (77 IBUs). Personalmente me ha parecido una India Pale Ale bastante cutre -es una valoración personal- teniendo en cuenta que mis amigos homebrewers hacen IPAs bastante mejores que ésta. Me resulta chocante que algún distribuidor haya decidido importar esto habiendo lo que hay aquí. Supongo (o al menos espero) que el resto del catálogo sea mejor y ese haya sido el motivo. Al menos tenemos una chapa nueva en la colección. 7,0%. Comprada refrigerada en L'Espumossa por 3,85€.

31 de mayo de 2018

Stigbergets - Muddle

Echábamos de menos en este blog a los suecos Stigbergets, así que hemos aprovechado la última ola que nos ha llegado de su producto para hacernos con una de las muchas cervezas de su catálogo que nos faltaban, la Muddle.

Se trata de una India Pale Ale con avena pero sin levadura New England, por tanto vamos a dejarla simplemente en American IPA. Tampoco especifica mucha cosa sobre la receta, un poco parcos en palabras los de Gotemburgo.

De color mandarina (no se aprecia demasiado en la fotografía) y muy turbia, con abundante gasificación, que una vez rebajada queda bastante cremosa y agradable al tacto. Al olfato nos da la bienvenida con un espectacular aroma a fruta de la pasión. No puedo reprimir los lagrimones.

En boca la notamos con bastante cuerpo muy sedosa. El sabor nos recuerda a más frutas que el sombrero de Carmen Miranda. Primero empieza desfilando la fruta tropical, mucho maracuyá y mango. Más adelante aparece el melocotón y el albaricoque, aportando sabores deliciosos. También se nota un punto cítrico, más tirando a dulce que a ácido que nos recuerda a la naranja, y finalmente nos deja un amargor final muy suave que nos recuerda al pomelo. Absolutamente deliciosa. 7,0%. Comprada refrigerada en L'Espumossa por 5,60€.

30 de mayo de 2018

Garage Beer - Triangles

Durante nuestra última visita al restaurante Enkel de Barcelona nos pusimos finitos de birra. Comimos de lujo -como cada vez que vamos allí- e hicimos un monográfico con las novedades de Garage Beer. Primero cayó la Woozy -la colaboración con los suecos de Stigbergets- y luego la que nos atañe hoy, la Triangles.

Se trata de una New England Session IPA elaborada con maltas Golden Promise, avena malteada, copos de avena y dextrina de trigo. Levadura Lallemand New England y los lúpulos Mosaic y Bru-1 tanto para aroma como para los dos dryhoppings posteriores.

El aspecto es el de un zumito de piña. Carbonatación media (en la foto parece menos, ya estaba muy rebajada) y muy turbia. Al acercar la tocha nos saluda con un agradable aroma a cítricos. La cosa pinta muy bien, así que con la sonrisilla tonta en la cara procedemos sin más dilación a darle el primer tiento. En boca es una cerveza muy ligera y refrescante que invita a beber en cantidad -el brutal maridaje ayudó a ello- sin que se haga nada pesada (al tanto, lata de 44cl y ya me había metido previamente la Woozy) entró sin problema alguno. Finísima. Sabores delicados de limas, limones, naranjas, melocotones -y demás fruta de hueso- y un final suave de pomelo. Predominan los cítricos, que la hacen muy refrescante, pero la fruta de hueso le acaba de dar un rollo total. Entra sola. 5,2%. Mi mujer la probó de tirador en OMA Bistró y ahora nuevamente de lata y ambos coincidimos: ¡está brutal!

27 de mayo de 2018

Weihenstephaner - Vitus

Hoy toca birrote teutón, así que nos vamos a abrir una botellaza de Weihenstephaner, que con gran alegría ha ido desfilando con alegría por el blog durante estos últimos meses. Conocíamos sobradamente su laureada Weizen pero desconocíamos el resto de su catálogo, así que le hemos puesto remedio catando gran parte de lo que nos quedaba aún por descubrir.

Vitus es la cerveza Weizenbock de los cerveceros de Freising. Para ser sincero admito que no había probado ninguna cerveza de este estilo y que he tenido que ir a buscarlo a la página del BJCP. Me imaginaba que debía ser una cerveza a caballo entre una Weizen y una Bock. Tampoco iba tan mal encaminado.

Lo que sí me imaginaba era que sería mucho más oscura, y me he quedado muy sorprendido al contemplar el color entre dorado y pajizo que presentaba. Esto al parecer es normal. Existen Weizenbocks pálidas, otras más de color ámbar y finalmente las oscuras.

Con gran carbonatación, muy tupida y muy persistente de color blanco. He tenido que dejarla reposar un rato para que bajase. Al olfato el intenso aroma del cereal, miga de pan y mucho plátano. En boca es una cerveza fenomenal. Mucho más intensa que la Weizen original, con los sabores a cereal más intensos, más vivaces y con un cuerpo rotundo (7,5%). Delicioso el sabor del trigo, el toque característico de la levadura -a mí y a mi mujer nos fascina- ese saborcillo a pan y algo de plátano. Una gran gama de sabores desfilando por el paladar y un gran disfrute para el que suscribe, máxime cuando la botella es de medio litro. Comprada en la vinoteca La Viña de Benicàssim por 2,20€. Muy bien de precio. Es la ventaja de trabajar sin distribuidores.

26 de mayo de 2018

Cigar City - Jai Alai aged on White Oak

Es espectacular cómo nos están llegando algunas cervezas a casa. Todo gracias a un gran trabajo del distribuidor -en este caso La Black Flag- y de la tienda. Cervezas con pocos días de envasado y que se han conservado siempre en frío. Así da gusto.

La de hoy es un pepinaco de birra que te explota en la boca desatando una gran onda expansiva de frescor. Reconozco que aún no he probado la Jai Alai original, pero ésta estaba para inyectársela en vena. De lujo.

Hoy con nosotros una joyita de Cigar City, cervecera estadounidense que tiene su sede en Tampa (Florida). Se trata de la Jai Alai aged on White Oak, una versión de la Jai Alai madurada en barrica de roble.

La servimos en vaso y presenta un color ámbar precioso y una alta carbonatación. Al olfato es muy herbácea. En boca es espectacular, un regalo para los sentidos. Muy herbácea, mucho pino, bosque, una explosión de sabor. Fresquísima. Algo de resina suave y un final en el paladar muy suave, sin estridencias. El toque del roble le da su rollo, no cobra excesivo protagonismo -al menos yo no he sabido apreciarlo- de manera que no sé si vale la pena pagar la diferencia de precio respecto a la original. Lo que sí vale la pena es poder consumirla con un frescor tan bestial. Una IPA tremenda. 7,5%. Comprada regrigerada en A-Go-Go de Terrassa por 5,75€.

25 de mayo de 2018

O/O - Baltic Porter

Traemos de vuelta a los suecos O/O, que nos han dejado encandilados con todo lo que ha pasado por el blog. En esta ocasión quizás menos (o bastante menos) que otras veces, la de hoy quizás es la que me ha parecido más floja de todo lo que he probado de los cerveceros de Gotemburgo.

La de hoy es una cerveza de estilo Baltic Porter, que a diferencia de las Porters al uso lleva levadura Lager. En este estilo admito que no tengo prácticamente referencias, tan solo la de hoy y la Porter Baltique de los canadienses Les Trois Mousquetaires, que es de 10. Claro, si ponemos en una balanza las 2 cervezas gana la canadiense por goleada.

De color negro, opaca y con una gran cantidad de espuma de color beis, muy cremosa y muy persistente, parece nata montada, una gozada. Al olfato nos llega elolor de las maltas tostadas y el cafetazo total. En boca la cosa continúa por el mismo camino: maltas tostadas, el sabor a café bien intenso, algo de regaliz y creo que algo de cacao, y digo creo porque me ha costado encontrarlo. Tienen un punto ácido -no muy intenso- que me ha chirriado, esto último es lo único que me ha desagradado de la cerveza. En general es una cerveza rica, pero que no llega a ser tan extraordinaria como el resto de cervezas del catálogo de O/O, que es realmente impresionante. 7,5% muy bien integrados. Comprada en Cervesa Sobre Tot de Granollers.